La Luna tuvo atmósfera

La luna pudo haber tenido atmósfera hace 3.000 a 4.000 millones de años, cuando las erupciones volcánicas arrojaron nubes gigantes de gas sobre la superficie lunar, según un nuevo estudio.

La luna de hoy está cubierta de volcanes muertos y oscuras llanuras de lava endurecida. La atmósfera lunar es tan delgada que ni siquiera es técnicamente una atmósfera, sino que se considera una “exosfera”, con moléculas que están ligadas gravitacionalmente a la luna pero que son demasiado escasas para comportarse como un gas.

Un nuevo estudio de científicos de la NASA y del Instituto Lunar y Planetario (LPI), sugieren que los antiguos volcanes de la luna produjeron una atmósfera temporal que duró 70 millones de años y terminó disipándose en el espacio.

Muestras de vidrios volcánicos recolectados por los astronautas en la década de 1970 revelaron que el magma de debajo de la superficie lunar de hace miles de millones de años “transportaba componentes gaseosos, como monóxido de carbono, ingredientes para el agua, el azufre y otras especies volátiles”, dijeron los científicos del LPI en un comunicado.

En el nuevo estudio, los investigadores calcularon cuánto gas se elevó de las lavas que fluían de los volcanes lunares. Determinaron que se acumulaban suficientes gases alrededor de la luna para formar una atmósfera, y que esta atmósfera se desarrollaba más rápido de lo que se escapaba al espacio.

Los científicos del LPI dijeron que los hallazgos podrían tener grandes implicaciones para la futura exploración de la luna, porque “cuantifican una fuente de volátiles que pueden haber quedado atrapados de la atmósfera en regiones frías y permanentemente oscuras próximas a los polos lunares y, por lo tanto, pueden proporcionar una fuente de hielo para un programa de exploración lunar”.